jueves, 24 de diciembre de 2015

Tengo tantas ideas en la cabeza, y a la vez ninguna.
Son como olas.
Vienen y, cuando se van, no dejan nada.
Se llevan todas las palabras escritas en la arena, todos esos croquis que traté de realizar durante noches enteras en vela intentando aclarar mis ideas.
Porque la mar es libre.
No responde ante nadie.
Sigue su curso, sin importar lo que se lleve por delante.
Como la vida. 

No hay comentarios:

Follow me on Twitter

My little Storm :)